Novedades

0000-00-00 00:00:00 | modelos

¿Para qué sirve cada Crafter?

El Volkswagen Crafter es uno de los modelos más versátiles del segmento de vehículos comerciales y seguramente encontrarás uno para las necesidades de tu negocio.


Cuando se necesita un vehículo capaz de transportar un equipo especializado o que tenga suficiente capacidad para tareas específicas, por ejemplo, mudanzas, y además existe la necesidad de economizar combustible, cualquiera de las versiones de Crafter puede ser la solución.

Este modelo que actualmente se fabrica en Düsseldorf y cuya primera aparición en el mercado Europeo fue en el año 2006, se ha convertido en uno de los vehículos de carga más versátiles producidos.

 

Existe una versión de Crafter para cada aplicación que requieras para tu negocio y lo mejor, en versión chasis puede alojar equipo especializado de distintos tamaños.

 

Tres opciones de batalla

Como puede suponerse, la clave del éxito de un vehículo comercial reside en la capacidad de adaptarse a diferentes necesidades, simplemente porque no todos los negocios son iguales. Crafter se ofrece con tres diferentes distancias entre ejes, además de la opción de extensión y estas están a disposición del cliente con otras dos opciones, ya sea como furgón, con tres alturas de techo, o como chasis con cabina simple o cabina doble.

Como furgón, Crafter adaptado a “Courier” apunta a la entrega de paquetería, tanto para empresas globales, como pequeñas. El furgón también constituye una excelente base para conversiones, como vehículo para el transporte de pasajeros. Crafter 50 es la base para Minibus, y/o flotillas que son comunes en Latinoamérica. Crafter 35 resulta ideal para transporte escolar y para las ambulancias por su seguridad y desempeño.

Su motor es Diésel, Biturbo, de 2,0 litros, inyección common rail, con potencias 80, 100 y 120 kW. Más allá de la elección, es común a todas las versiones el bajísimo costo de mantenimiento.

Independientemente del objeto que se transporte, hay que elegir bien el tipo de puertas ya que las puertas laterales pueden resultar de gran utilidad. En Crafter, éstas son anchas y están planeadas para poder ingresar, incluso con estibas, o palets en los modelos de distancia entre ejes media.

Por otra parte, no por ser más grande que sus compañeros de gama, es menos maniobrable. De hecho, su rango de movimiento es de los mejores, con un radio de giro de 12.3 metros para la versión corta, 13.6 para la mediana y 15.6 metros para la larga.

 

Multipropósito

El carácter multipropósito se debe también a la configuración de la suspensión. La delantera es independiente con amortiguadores, barra estabilizadora y ballesta transversal de plástico reforzado con fibra de vidrio. Por su parte, la suspensión trasera es de eje rígido con ballestas, amortiguadores y barra estabilizadora. Todo, en suma, redunda en un andar confortable similar al de cualquier automóvil.

El volumen de carga puede ser de 7.5 metros cúbicos, en la versión con batalla corta y techo normal, hasta 17 m3 en la de batalla larga, con extensión y techo súper alto. La versatilidad se manifiesta también en la altura, ya que se puede elegir el área de carga con longitudes que van desde los 2.6 metros hasta 4.7 y con alturas de 1.65 a 2.14 metros. Con este rango de opciones asegura que hay un Crafter para cada necesidad.

Las seguridad de la estiba es vital para quien vive del transporte, debido a ello se incoporan anillas de sujeción de la carga, 8, 10, 12 ó 14 según la batalla. Como opcional, Volkswagen ofrece rieles de sujeción de carga.

El desgaste del piso con el uso cotidiano es un problema habitual para los transportistas. Crafter ofrece soluciones sencillas ya que se puede escoger diferentes recubrimientos para las paredes laterales de distintas alturas y materiales.

La parte trasera, independientemente de la elección de tamaño de la cabina, tiene doble puerta con ángulo de apertura de 180 o 260 grados y ancho de 1,565 milímetros. También, en función a la altura de techo elegida, las puertas traseras pueden alcanzar los 1,540 mm hasta 1,820 mm con máximo de 72.5 cm de altura desde el suelo a la entrada de carga.

Las puertas traseras se pueden asegurar con topes magnéticos cuando están en posición de apertura de 260 grados, lo que previene accidentes por cierres inesperados y facilita que otros vehículos se puedan estacionar en paralelo cuando se visitan naves de entrega grandes, con varios vehículos haciendo lo propio al mismo tiempo.

 

 

Con Crafter no importa el tamaño de tu carga, el consumo de combustible es bajo en cualquiera de las tres potencias disponibles de motor.

 

Cabina amplia

Al contar con una cabina grande, se facilitan algunas acciones de los tripulantes para funciones de oficina. Por ejemplo, existe de manera opcional una mesa plegable, con portavasos, para alojar en el banco de asientos. El hecho de que los operadores tengan un lugar para poder colocar documentación y revisarla con más esmero, reduce errores en los trámites y eso mejora la eficiencia.

Crafter también ofrece un espacio superior para objetos de hasta cinco kilos de peso y ahí pueden alojar sus utensilios como scaners, despachadores digitales, libretas, agendas o tabletas. Otra de las ventajas de un vehículo de este tamaño es que puede dar cupo a conductores de hasta 1,94 metros de alto.

 

Versión chasis

Las versiones Crafter Chasis son todavía más versátiles, más si tu negocio requiere un equipo especializado, mediante una conversión, como lo puede ser una plataforma hidráulica, un equipo refrigerado, de apoyo para plantas de energía, de equipo de transmisiones, de minería entre otros.

Al igual que la versión furgón, la versión chasis tiene excelente visibilidad para maniobrar en espacios cortos y para ayudar en las maniobras, se pueden elegir tres versiones de espejos exteriores que van en relación de la caja que le adaptarás.

Los bastidores de la sección para carga tienen puntos de conexión pre-establecidos para las conversiones, el chasis es en forma de escalera lo que le ayuda a tener una cabina baja y una altura de largueros suficiente para dar cabida a diversos equipos auxiliares o cajas y que queden a una altura adecuada del piso.

Dado que tienes disponibles tres medidas de chasis, puedes poner sobre los largueros diferentes tamaños de equipos. Por ejemplo, si tu negocio es el transporte de líquidos o gases, puedes tener tres diferentes tamaños de cisternas o tanques.

 

Buena como base

Si lo que buscas es una base para colocar objetos de diferentes pesos, según las necesidades de tu cliente o tuyas, entonces tienes la posibilidad de elegir una plataforma de carga de fábrica, con largo de 2.8 metros a 4.3 y capacidad de carga de 5.8 metros cuadrados a 9.2 m2 y eso es suficiente para llevar también maquinaria delicada de un lugar a otro.

La versión chasis doble cabina es para cuando, aparte de transportar un equipo especializado, se necesita llevarlo con todo y el personal que lo va a operar. Puede transportar cuatro personas en la parte trasera todos ellos con su cinturón de seguridad, adicionalmente bajo el banco de asientos trasero se pueden llevar herramientas y otros utensilios.

 

Fuente: #MueveTuNegocio (http://vwmuevetunegocio.com/para-que-sirve-cada-crafter/)